miércoles, 22 de enero de 2014

ACTUALIZACIÓN DE LAS PENSIONES ALIMENTICIA Y COMPENSATORIA

Para los progenitores que deban abonar pensión de alimentos o pensión compensatoria, debemos recordar que ESTAS PENSIONES DEBEN ACTUALIZARSE CADA AÑO para evitar la pérdida de poder adquisitivo. Y deben ser actualizadas SIN NECESIDAD DE PETICIÓN DE LA OTRA PARTE y sin perjuicio de que de no hacerlo, puedan ser reclamadas las cantidades pendientes de abonar (vía demanda ejecutiva) por la falta de dicha actualización, pero teniendo en cuenta que sólo se podrán reclamar las cantidades debidas correspondientes a los cinco últimos años (las anteriores "se pierden").

Foto: https://www.detectives-aclerk.com
Regulación legal:

Artículo 90 Código Civil:

El convenio regulador a que se refieren los artículos 81 y 86 de este Código deberá contener, al menos, los siguientes extremos: (...)

D) La contribución a las cargas del matrimonio y alimentos, así como sus bases de actualización y garantías en su caso.

Artículo 97 Código Civil:

El cónyuge al que la separación o el divorcio produzca un desequilibrio económico en relación con la posición del otro, que implique un empeoramiento en su situación anterior en el matrimonio, tendrá derecho a una compensación que podrá consistir en una pensión temporal o por tiempo indefinido, o en una prestación única, según se determine en el convenio regulador o en la sentencia.

A falta de acuerdo de los cónyuges, el Juez, en sentencia, determinará su importe (...)

En la resolución judicial se fijarán las bases para actualizar la pensión y las garantías para su efectividad.

Artículo 100 Código Civil

Fijada la pensión y las bases de su actualización en la sentencia de separación o de divorcio, sólo podrá ser modificada por alteraciones sustanciales en la fortuna de uno otro cónyuge.

Artículo 110 Código Civil

El padre y la madre, aunque no ostenten la patria potestad, están obligados a velar por los hijos menores y a prestarles alimentos.


Para saber cuándo hay que actualizar dichas pensiones y en base a qué criterio, es necesario atenerse a lo dictaminado en el Auto de medidas provisionales o Sentencia que la establezca. Lo más normal es que se especifique tanto el índice, habitualmente el IPC general, como la fecha en que se debe llevar a cabo la actualización.

- Así puede especificar que la actualización se realice a día 1 de enero conforme al IPC, en cuyo caso se actualizaría la pensión de alimentos ese mismo mes tomando como referencia la variación experimentada por el IPC desde la fecha en que se dictó la resolución judicial hasta el mes de diciembre.

- Si lo que se dictamina es que la actualización debe ser anual, si por ejemplo la pensión alimenticia se tiene que actualizar en marzo de 2014, se tomará como referencia el IPC de febrero de 2014.

- También puede suceder que la resolución judicial (o el convenio regulador) omita dicha actualización. Pues también en este caso debe ser actualizada la pensión (Sentencia AP Madrid, Sec. 22.ª, 31-5-2013: actualización anual de la pensión compensatoria pese a que no se haya solicitado expresamente)

Para conocer el porcentaje con el que actualizar la pensión basta con acudir al dato de IPC del mes de referencia o, en su defecto, utilizar la herramienta calculadora del Instituto Nacional de Estadística (INE) donde se introducirán los datos de la pensión (cuantía) y las fechas que se deseen actualizar.

¿Qué sucede si el IPC es negativo?: si en la resolución judicial se habla de "actualizar" las pensiones (suele ser lo normal), nos encontramos con que si el IPC resulta negativo, la pensión debería disminuir, atendiendo a la literalidad de la resolución y dado que por Ley "las sentencias se ejecutarán en sus propios términos". Sin embargo, atendiendo al principio de proporcionalidad, considero que éstas pensiones alimenticia y compensatoria no deberían reducirse, siempre y cuando los ingresos del obligado o las necesidades del que recibe dichas pensiones no hayan variado. Y siempre y cuando, claro está, dicha "actualización" conforme al IPC negativo no suponga una reducción importante de las pensiones, en cuyo caso es aconsejable hacerlo. Aunque en otras situaciones, la lógica no vale para nada, en ésta, es cuestión de aplicarla.

Luis Miguel Almazán

Abogado de familia

5 comentarios:

  1. Se indica que si el IPC es negativo pero los ingresos del obligado ni las necesidades del alimentista han disminuido, no tendria sentido que la pensión alimenticia se redujera; pero con esa regla de tres si los ingresos del obligado no aumentan y las necesidades del alimentista tampoco, qué sentido tendría aumentar la pensión en el caso de que el IPC sea positivo? No entiendo tal diferencia.

    Este año la gasolina está más barata por poner un ejemplo. El principio de proporcionalidad se seguiria cumpliendo si la pensión va acorde al IPC, sea positivo o negativo. Es mi opinión, pero no soy abogado.

    Gracias y un saludo.

    ResponderEliminar
  2. Efectivamente, tienes razón. Como digo en la entrada, hacerse se puede hacer (salvo que la resolución expresamente lo prohíba, claro está), pero mi recomendación es no disminuir la pensión como consecuencia de la actualización de la misma conforme al IPC "negativo", por las posibles consecuencias jurídicas que pudiera tener (por ejemplo a la hora de optar por el establecimiento de un sistema de custodia compartida, estaría "muy feo" haber reducido la pensión alimenticia a tus hijos sólo por una aplicación escrupulosa de su método de actualización). Por el "sentido" con el que se establece una pensión de alimentos, no es recomendable hacerlo, y mucho menos si queremos pelear por "otros" objetivos. Pero es mi opinión.

    Saludos,

    ResponderEliminar
  3. Recientemente ha habido un cambio en la jurisprudencia, indicando que si la pareja ha rehecho su vida, la pensión termina.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La STS 453/2018 de 18 de julio se refiere a la pensión compensatoria: se extingue por convivencia marital de la exesposa con efectos retroactivos desde la interposición de la demanda del exesposo y no desde la sentencia, pudiendo interponerse desde el mismo momento en que se tiene conocimiento -y se puede acreditar- de esa convivencia (y esta es la novedad de la sentencia)

      Eliminar

Añade tu comentario.